CONCEPCIÓN DOMÍNGUEZ CANDIDATA DE IZQUIERDA UNIDA-LOS VERDES A LA ALCALDÍA DE SEGOVIA

 

«El modelo de ciudad del PP es como de Antoñita la Fantástica»
La candidata de IU-LV dice que «Arahuetes ha sido un alcalde valiente», aunque señala que «nos hubiese gustado un Ayuntamiento menos presidencialista»
Concepción Domínguez Prats, de 56 años, ingeniera agrícola, casada, con dos hijos y un nieto, se presenta por segunda vez como candidata de Izquierda Unida, esta vez en coalición con Los Verdes, a la Alcaldía de Segovia, un cargo que considera que el actual alcalde socialista, su coaligado Pedro Arahuetes, ha ejercido de forma «presidencialista». «Nos hubiese gustado más de otra manera», dice.

-Llama la atención su eslogan 'Gobernar de otra manera' teniendo en cuenta que han estado gobernando. ¿A qué se refieren, a cómo lo han hecho o a cómo cree que debe hacerse?

-Nosotros hemos enseñado a los segovianos que se puede gobernar de otra manera y que pensamos seguir haciéndolo, con preminencia a los temas sociales y medioambientales, en los que si nuestra presencia aumenta un nuevo equipo de Gobierno con el PSOE hará más hincapié.

-¿Qué lectura puede hacerse del pacto PSOE-IU: que tienen mucho en común y saben trabajar juntos o que el poder une mucho?

-Tenemos en común los puntos que pactamos y luego que sabemos trabajar juntos, lo que no es fácil, porque hacerlo con otro partido no todo el mundo sabe; hay que tener suficiente generosidad para pensar en el bien de la ciudad y no tanto en el protagonismo personal. Pero lo básico es el pacto, tener en común unos puntos concretos ayuda mucho.

_¿Le gusta el estilo que ha marcado Arahuetes desde la Alcaldía?

-Me hubiera parecido mejor un Ayuntamiento menos presidencialista, con una organización más por áreas de trabajo. Pero tengo que reconocer que Arahuetes ha tenido una virtud y es que ha sido un alcalde valiente, lo que hacía tiempo que no teníamos, y eso me parece importante.

-La experiencia indica que tras los pactos, acaben como acaben el pez grande se come al chico. ¿Teme que esto pueda ocurrirle a IU?

-Temerlo lo temo. Lo que pasa es que espero que no suceda, porque confío en que los segovianos antes de votar hagan un análisis de la situación y se de cuenta de que este gobierno ha sido posible gracias a nosotros y que influimos para dar un giro más a la izquierda de las políticas socialistas, que a veces son muy centristas, y más en una lista como la del PSOE, en la que predominan los independientes, con lo cual creo que hay una falta de ideología.

-Arahuetes ha dicho que incluso si tuviera mayoría absoluta les ofrecería entrar en el gobierno municipal. ¿Aceptarían?

-No lo sé. Son cosas que hay que estudiar. Nosotros estar por estar o tener un sillón, pues no, si estamos es para sacar adelante nuestras políticas y para influir, por lo que habría que firmar un nuevo pacto y marcar unos objetivos.

_¿Qué opina del modelo el ciudad que propugna el PP. Le recuerdo: ecobarrio junto a la estación del TAV, estación intermodal bajo La Piedad, corredor verde con tranvía y pulmón verde en Las Lastras?

-Las veo como de Antoñita la Fantástica porque me parece como falto de rigor el hacer tantas propuestas que se saben que son muy caras para la ciudad y que hay que pagar con los impuestos de los ciudadanos. Los pulmones verdes y ecobarrios me parecen fantástico, lo del tranvía algo menos, pero hay que precisar porque hacer una carta a los Reyes Magos cuando se ha estado gobernando veinte años la ciudad y no ha conseguido tener unos autobuses decentes pues me resulta difícil de creer. Tampoco me gusta que se trate de embaucar a los segovianos con unos caramelos muy propagandísticos.

-¿Cómo debe conciliar Segovia su defensa del patrimonio histórico y natural con el crecimiento que se le vaticina?

-Pues con una Concejalía de Patrimonio Histórico fuerte como ocurre en Lyon, que también es Patrimonio de la Humanidad y es una de las ciudades más industriales de Francia. Lo ha sabido compaginar gracias a un sistema de control muy serio que cuenta con la participación de todos los ciudadanos.

-Ustedes han centrado gran parte de su acción y mensaje en la defensa de estos bienes. Teniendo en cuenta que Segovia no es solo el recinto amurallado ¿no suena un tanto conservador, temeroso de la modernidad e incluso exclusivista?

-Siento que sea esa la visión. Quizá haya sido porque hemos tenido esta concejalía, que ha estado mucho en la prensa, aunque también la de Juventud, lo que indica que creemos en el futuro de la ciudad. Lo que pasa es que nosotros creemos que el patrimonio histórico es un bien público, de todos los segovianos y de la Humanidad y que tienen derecho a disfrutarlo. Pero también tenemos una visión social, como se ha demostrado con el Área de Rehabilitación de la Judería. Queremos que la gente viva aquí, no que el patrimonio, como hace el PP, se vea como una postal; eso no nos interesa lo más mínimo. En nuestro programa es una parte más, lo que pasa es que otros hacen demasiado poco hincapié.

-IU nunca se ha caracterizado por tener un proyecto estrella que deslumbre al lectorado..

-Nosotros propusimos el aparcamiento subterráneo del Velódromo. Lo que pasa es que muchos de nuestros proyectos han sido asumidos por otras formaciones y realizados. Hay que ver la cantidad de tiempo que estuvimos detrás de la reapertura de la calle Coronel Rexach, y lleva años abierta; la universidad se va a construir donde decíamos; la rehabilitación de la Casa de la Moneda, que ahora a todo el mundo le encanta, es un asunto por el que ha luchado IU con diferencia sobre los demás, o ir peatonalizando el casco histórico para hacer una ciudad más vividera es un tema pionera de nuestra formación.

-¿Qué presentan de novedoso a los segovianos?

-Que la Casa de la Moneda no se quede solo en museo sino que se convierta en un centro europeo relacionado con la conservación del patrimonio y la rehabilitación. Pero es verdad que no nos gustan los proyectos faraónicos. Primero porque me gusta que los evalúen, saber lo que cuestan y que le digan a la gente, por ejemplo, lo que cuesta el metro de túnel, y segundo, porque apostamos por concejalías básicas de cara a la participación ciudadana, la formación personal, la cultura e incorporamos en la de Juventud también los temas de infancia La nuestra es una visión más humanista, que es la que puede cambiar la sociedad, lo otro es un paripé.